Promover la inclusión plena de personas provenientes de sectores marginados de la sociedad como niños, niñas y adolescentes en situación de vulnerabilidad social y personas con discapacidad.

Programa Nacional

Escuela de iniciación deportiva

Buenos Aires

2 de septiembre de 2017

Oportunidades para potenciar las habilidades en el deporte

En diálogo con Romina Minuti, Country Manager de Ottobock Argentina, sondeamos las características de una empresa con más de 90 años de trayectoria.

3A288A50-FAB8-11E5-8A5C-A362EFBF840E_VILAS

 

La empresa Ottobock donó una silla de ruedas a Jorge Villalba, un joven de 15 años que está desarrollando sus primeros entrenamientos en la Escuela de Iniciación Deportiva de Básquet sobre silla de ruedas de CILSA, que funciona en el Polideportivo Gorki Grana de Morón.

En el marco de esta acción solidaria y de otras actividades en conjunto, CILSA y La Gente dialogó con Romina Minuti, Country Manager de Ottobock Argentina acerca de su historia, fundamentos y visión sobre la discapacidad.

¿Cómo fueron los inicios de la compañía?
En 1919, el mecánico ortoprotésico Otto Bock fundó en Berlín Otto Bock Orthopädische Industrie GmbH, una empresa para proporcionar prótesis y aparatos ortoprotésicos a los mutilados de guerra. Sin embargo, con los métodos artesanales tradicionales no era posible cubrir las necesidades del momento. Por eso, Otto Bock llevó a cabo su idea de elaborar componentes protésicos en serie y suministrarlos directamente a los técnicos ortoprotésicos in situ. Así estableció los cimientos de la industria ortopédica.
Poco después de su fundación, debido a la inestabilidad de la situación política de la posguerra, la empresa se mudó de Berlín a Königsee (Turingia), la tierra de Otto Bock. Además de desarrollar componentes protésicos, el fundador de la empresa se encargaba constantemente de que se probasen materiales nuevos para analizar su utilidad práctica para la producción, de modo que ya a principios de los años 30 comenzó a emplear piezas de aluminio en la protésica.
Actualmente la empresa tiene cuatro áreas de negocio: protésica, ortésica, Mobility (sillas de ruedas manuales y motorizadas) y Patient Care. Cuenta con reconocimiento por su constante innovación.

¿Cuál consideran que es su principal aporte a la inclusión de las personas con discapacidad?
Ottobock persigue la visión de mejorar la movilidad de las personas con impedimentos por medio de productos innovadores. La calidad de los productos es sinónimo de «Quality for life», es decir, la se extiende a la cotidianeidad de los usuarios. Centrarnos en ellas y en su individualidad, con requisitos y necesidades en cuanto a funcionalidad, calidad y diseño, es la base de la capacidad de innovación constante de la empresa.
El objetivo de devolver la movilidad a las personas y de proteger las funciones conservadas caracteriza a todos los productos de la compañía. La idea central que define de forma decisiva la filosofía de esta empresa con más de 90 años de historia es la convicción de que la calidad de vida de los usuarios está estrechamente ligada a poder disfrutar de la máxima libertad e independencia personales.

¿Cuándo llegó la compañía a Argentina?
Ottobock se establece en Argentina en el año 2005. Si bien los productos ya eran utilizados en el país, la empresa decide instalarse en Buenos Aires para poder brindar un mejor servicio y poder llegar a cada persona que lo necesite.

¿Cómo empezó su vinculación con CILSA? ¿Qué valoración hacen del trabajo con la ONG?
Nuestra vinculación con la ONG comenzó con la participación de un evento concientizador que tuvo lugar en la Plaza de la República (Obelisco). A partir de ahí, nos convertimos en proveedores y quedamos a su disposición para un trabajo en conjunto. La solidaridad, su práctica y difusión como valor deben ser los pilares de toda sociedad. Por ello nos complace acompañar a CILSA ayudando a ejecutar sus diferentes Programas a través de la Responsabilidad Social Empresaria.

En el evento del 3 de agosto, otorgaron una silla deportiva a Jorge Villalba, ¿qué particularidades tiene el elemento?
En la apertura de nuestro Mobility Shop se llevó a cabo la donación de una silla deportiva “Pointer” de iniciación para básquet a Jorge Villalba. En una reunión mantenida con la Presidenta de CILSA Silvia Carranza, la responsable de Relaciones con Empresas Liliana Souss y la Directora de Comunicación & Prensa Valeria Garay, les contamos nuestras ganas de colaborar con la ONG. Ellas dieron a conocer la historia de Jorge y nosotros decidimos ofrecer nuestra colaboración. Esta silla ofrece múltiples posibilidades de ajuste y diferentes opciones para cumplir con los requerimientos de cada deportista. Por ejemplo, permite adaptar la altura del asiento, la longitud de las pantorrillas y el centro de gravedad a sus dimensiones corporales y a los requisitos individuales. Además, la Pointer cumple con la normativa de la Federación Internacional de Básquet en Silla de Ruedas y ofrece las mejores condiciones para transmitir la pasión de Jorge por el básquet.

Mobility Shop
El 3 de agosto Ottobock efectuó la apertura de su Mobility Shop, ubicado en Adolfo Alsina 1746 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. En este espacio exponen la amplia gama de sillas de ruedas y abren las puertas a todos los usuarios, profesionales, familiares y toda persona interesada en el asesoramiento y conocimiento de sus productos.