Promover la inclusión plena de personas provenientes de sectores marginados de la sociedad como niños, niñas y adolescentes en situación de vulnerabilidad social y personas con discapacidad.

Programa Nacional

Concientización

Buenos Aires

23 de abril de 2016

Taller vivencial en el colegio St. Catherine’s Moorlands School

Destinado a estudiantes de 7° grado de la institución educativa.

imagen_204177

En abril, el Programa Nacional de Concientización (PNC) de CILSA comenzó a trabajar con el área de Servicio Comunitario y los alumnos de las tres divisiones de 7° grado del colegio St. Catherine’s Moorlands School del barrio de Belgrano.

Los estudiantes fueron invitados a participar de la Muestra Fotográfica “Enfocate en la Inclusión” que se realizará en octubre en el marco del Encuentro Anual por la Inclusión y el festejo por los 50 años de CILSA. Con este objetivo por delante, se planificaron cuatro instancias para abordar vivencial y reflexivamente la temática de la discapacidad y que los estudiantes construyan y compartan su propio mensaje sobre la inclusión social.

Tras una charla inicial en la que se intercambiaron conocimientos e ideas sobre la discapacidad, el viernes 22 de abril se realizó el segundo encuentro bajo la modalidad de taller vivencial. La actividad consistió en que los alumnos transiten los alrededores de la escuela poniéndose en el lugar de una persona con discapacidad visual y motriz. Para ello, tuvieron que aprender a utilizar sillas de ruedas y bastones, y recibieron algunas recomendaciones prácticas para ofrecer la ayuda necesaria.

Luego de la vivencia, se hizo una puesta en común de las experiencias de cada uno. De este modo pudieron identificar diferentes barreras que enfrentan diariamente personas con discapacidad visual y motriz. Se apuntó a la existencia de veredas rotas y la dificultad que presentan los terrenos irregulares para movilizarse. Asimismo, en el recorrido se encontraron con vehículos que ocupaban el espacio de las veredas y observaron que la mayoría de las construcciones antiguas no cuentan con rampas de acceso y reflexionaron sobre la necesidad de un cambio paulatino pero necesario en materia de accesibilidad.

El cierre de la actividad consistió en pensar diversas formas de colaborar para construir un entorno más accesible e inclusivo. Entre ellas surgieron propuestas como: acercarse y preguntar a las personas ciegas si necesitan ayuda para cruzar la calle, parar colectivos o tocar el timbre; ofrecer ayuda a personas que se movilicen en sillas de ruedas cuando deban transitar por un terreno irregular, subir pendientes o superar un escalón; levantar los deshechos de las mascotas en la vía pública; respetar los tiempos y espacios de los transeúntes; y difundir todos estos aprendizajes para continuar concientizando a la comunidad sobre la necesidad de garantizar los derechos de las personas con discapacidad.
El proyecto continuará con la experiencia de un Teatro Sensorial a cargo del grupo “Ojos Cerrados” y el taller de fotografía que dará lugar a la participación de los estudiantes en el próximo Encuentro Anual por la Inclusión.

 

12145