fbpx

"Nuestra misión es promover la inclusión plena de personas con discapacidad y personas provenientes de sectores marginados de la sociedad como niños, niñas y adolescentes en situación de vulnerabilidad social.

Programa Nacional

Niñez

Nacional

2 de noviembre de 2021

20 AÑOS CON LAS INFANCIAS

El Programa “Un niño, un futuro” de CILSA cumple 20 años de existencia. Un camino marcado por las prácticas de escucha y contención.

327583

Al filo de la crisis de 2001, CILSA inició un camino de trabajo comprometido con las infancias. La decisión de ampliar su acción social se manifestó en una propuesta educativa no formal, con espacios donde se ofrecían talleres lúdicos, recreativos, de educación física y de interés general, tanto para los niños y niñas, así como sus familias.

El primer espacio se abrió en el Polideportivo de la ONG en la ciudad de Santa Fe. Con el tiempo, el Programa se fue expandiendo y alojando en entidades barriales de distintos puntos del país. En Buenos Aires, Rosario, Mendoza, Córdoba, La Plata y Mar del Plata también se fueron generando ámbitos de trabajo con la niñez.

A su vez, en octubre de 2005, se promulgó la Ley Nacional N°26.061 de Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes. La sanción de la norma instauró un cambio radical en la mirada sobre la niñez: “A los efectos de la presente ley se entiende por interés superior de la niña, niño y adolescente la máxima satisfacción, integral y simultánea de los derechos y garantías reconocidos en esta ley”.

De manera sostenida, los talleres vinculados a los derechos comenzaron a ocupar un rango primordial. Asimismo, los vínculos comunitarios y el trabajo en red con entidades barriales toman un rol central.

Espacios libres

Al menos dos generaciones han transitado por los espacios donde pueden elaborar, anclar y narrar sobre sus propias historias de vida. Son lugares que alojan, escuchan y contienen. Además, a partir de las propuestas, se busca contribuir a que las niñas y niños desarrollen funciones madurativas como la motricidad gruesa y fina, fundamentales en la adquisición de la lectoescritura.

Los desayunos y meriendas aportan un refuerzo en la alimentación y generan un ámbito de socialización. Se festejan los cumpleaños y se organizan agasajos para fechas especiales.

Asimismo, los talleres crean las condiciones para que las niñas, niños y adolescentes se puedan expresar libremente a través del juego, la palabra y el arte. De este modo, se construye ciudadanía, siendo la inclusión un eje rector de un accionar que lleva dos décadas de trabajo sostenido por las infancias.

 

Más de 1.000 niños y niñas de escasos recursos reciben educación, recreación y aprenden a conocer y respetar sus derechos.

Accedé a más información sobre la historia del Programa:

https://www.cilsa.org/sitio/20-anos-de-trabajo-por-las-infancias/