Promover la inclusión plena de personas provenientes de sectores marginados de la sociedad como niños, niñas y adolescentes en situación de vulnerabilidad social y personas con discapacidad.

Contención

Fundamentos del Programa

Debido a la crítica situación económica que atravesó el país en el año 2001, se incrementaron los índices de pobreza, los cuales afectan directamente a los sectores más desprotegidos de la sociedad, principalmente niños y niñas. Como consecuencia, la Comisión Directiva de CILSA amplió su misión y desarrolla desde aquel año el Programa Nacional “Un niño, un futuro” el cual mediante sus hogares de día brinda un espacio de educación, recreación y contención a niños y jóvenes con o sin discapacidad provenientes de familias de escasos recursos. El objetivo es promover sus derechos creando un espacio de pertenencia y aprendizaje integral.
A través de este programa recibimos a diario más de 2.000 niños en 33 hogares de día en las ocho ciudades donde CILSA posee presencia institucional: Rosario, Santa Fe, Córdoba, Buenos Aires, Mendoza, La Plata, Mar del Plata y Puerto Madryn.

“Todos los niños y niñas deben tener los mismos derechos sin distinción de sexo, color, religión o condición económica”.

Basándonos en la Ley de Protección Integral de los Derechos de niñas, niños y adolescentes (Ley Nº 26.061), trabajamos para promover los derechos de los niños y niñas que participan del programa. A partir de la mencionada ley se considera a los niños como sujetos activos de derechos más allá de su realidad económica –  social y se garantiza el respeto y  ejercicio de dichos derechos en tanto ciudadanos.

Consideramos al niño y a la niña desde una visión integral siendo protagonistas con capacidad de participar y transformar la realidad de diferentes formas y en distintos niveles. A través de las propuestas y actividades planteadas se promueve la participación voluntaria en los niños para que éstos puedan expresarse como sujetos plenos de derecho y aprendan a ser responsables de sus actos y decisiones.

Son 33 hogares de día CILSA que día a día trabajan promoviendo los derechos de los niños y las niñas que participan del programa.